Positiva respuesta de las personas de 18 a 29 años de edad, quienes acudieron puntualmente a los puntos de vacunación habilitados en la capital para recibir la primera de dos dosis contra el COVID-19. A pesar de que existía la incertidumbre sobre la reacción del grupo etario más joven, quedó demostrada la responsabilidad social.

Desde temprana hora, los cuatro puntos de vacunación disponibles comenzaron a recibir, incluso desde antes de su apertura, una cantidad importante de jóvenes. A las 08:00 horas, cuando se abrieron las puertas, tanto en las instalaciones de la UAA, como en el complejo de las Tres Centurias, además del Foro de las Estrellas y en la Isla San Marcos, las filas de personas comenzaron a fluir. Poco después del medio día, el porcentaje de vacunación había superado el 50% de las dosis programadas; es decir, alrededor de 6 mil. A pesar de que, en general, en los puntos antes mencionados la asistencia fue positiva, en el ubicado sobre la Alameda, la fila de asistentes fue de consideración. En la Isla San Marcos, donde la vacunación era posible en vehículo, lo anterior derivó en un congestionamiento vial importante, alcanzando incluso desde el Boulevard San Marcos, Juan Pablo II y hasta su cruce con Avenida Siglo XXI poniente. Lo mismo sobre Primer Anillo, rumbo al Foro de las Estrellas, por lo que fue necesaria la asistencia de elementos viales con la finalidad de darle mayor fluidez a la fila extensa de unidades de motor. En la UAA, la fila de personas alcanzó la Avenida Universidad, casi hasta el acceso principal, mientras que la asistencia en el Foro de las Estrellas también fue importante, fluyendo de manera rápida, a pesar de la gran cantidad de personas que acudió.

Con la aplicación de las vacunas a dicho grupo etario, se ha alcanzando la cobertura  a todos los grupos contemplados en el estado, al menos en lo que respecta a la primera de las dos dosis programadas.