El Colegio de Químicos Clínicos de Aguascalientes llamó a la ciudadanía a no invertir en lo más barato y menos tratándose de estudios médicos, al menos deben informarse de los Laboratorios Clínicos acreditados y especializados en el estado, a fin de obtener los análisis apropiados para atender su salud.
El especialista Norberto Lozano Ruiz Esparza, del Colegio de Químicos Clínicos de Aguascalientes, advirtió que hay muchos médicos que presionan a que sus pacientes vayan a determinados laboratorios, a fin de acceder a una prestación económica.
Estas prácticas deben desaparecer porque no son honestas, donde cada persona debe tener la libertad de acudir al médico y al laboratorio clínico de su decisión, recalcó.
Norberto Lozano Ruiz Esparza aseveró que existen tres tipos de Laboratorios Clínicos: el primero es el más sencillo y realiza 80 pruebas; los medianos cuentan entre 280 y 300 pruebas y uno de primer nivel hace hasta 6 mil pruebas y que abarcan estudios de muy alta especialidad.
En Aguascalientes operan unos 60 laboratorios clínicos de carácter privado, donde la mayoría ofrece un servicio de tipo mediano, aunque se pueden encontrar más de cien sucursales distribuidas en toda la entidad, en donde en la mayoría de ellas son sólo tomadores de muestras y que son canalizadas a los laboratorios centrales.
Agregó que los químicos clínicos con profesionales que deben estar certificados para garantizar la calidad y la certeza de los estudios y análisis a moléculas y células de las personas, a fin de detectar anomalías en el cuerpo humano.
El químico clínico Lozano Ruiz Esparza señaló que se trabaja para atraer a más pacientes, quienes deben saber que el servicio debe ofrecérselo un especialista y no un técnico de laboratorio, quienes apenas cuentan con niveles de estudio equivalente al bachillerato con carreras técnicas, quien ciertamente son los auxiliares de los químicos, pero no más.
Los Laboratorios deben estar supervisados por profesionales químicos clínicos que egresan de una diversidad de universidades del país, quienes deben certificarse cada cinco años, porque son los responsables de la química clínica y la medicina del laboratorio, enfatizó.
En Aguascalientes han egresado unas 500 personas de la química clínica y laboran en los diversos rubros de los sectores público y privado, donde lamentablemente apenas unos 50 de ellos se encuentran certificados de acuerdo a la normatividad vigente para esta actividad, apuntó.

¡Participa con tu opinión!