El director de Regulación Sanitaria del ISSEA, Octavio Jiménez Macías, informó que continúan las incorporaciones de Guardias Sanitarias municipales con el fin de vigilar protocolos y medidas preventivas ante los contagios de COVID-19, tras haber iniciado la obligatoriedad del uso de cubrebocas la supervisión se habrá de intensificar.
Si bien comentó que todos los municipios han aportado e implementado medidas con el fin de contener los contagios por la pandemia, como el cese de actividades económicas en su momento, aplicación de ley seca, cancelación de eventos ferias y festividades previendo las reuniones y aglomeraciones, todas estas acciones deben de volcarse a la nueva realidad y aplicar las medidas de prevención necesarias y sobre todo una vigilancia constante.
Precisó que la conformación de este esquema de trabajo como Guardia Sanitaria va encaminada a que se realicen las mismas verificaciones y trabajos que se hacen a nivel estatal en los municipios. Recientemente, se han sumado a los trabajos de supervisión los municipios de Rincón de Romos, Pabellón, además de Asientos y Calvillo. Finalmente, expuso que el sentido de esto es la coordinación y el trabajo en conjunto para que las acciones vayan en una misma dirección.
“Se les pide que lo mismo que estamos haciendo a nivel estatal, lo hagan también ellos a nivel local, revisar establecimientos, promover el uso de cubrebocas, el uso de gel, lavado de manos, porque la pandemia pues se traslada a todos lados y tenemos que cuidar mucho esa parte”, precisó.