Iris Mabel Velazquez Oronzor
Agencia Reforma

Cd. de México, México.-Políticos denostaron que el Gobierno mexicano haya abierto sus puertas al Presidente Nicolás Maduro de Venezuela y a Miguel Díaz-Canel de Cuba, acusados de violar derechos humanos por algunos de sus connacionales.

En México, el líder del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Jesús Zambrano criticó la visita de ambos Mandatarios.

«Saludamos la presencia de representantes de países hermanos en la cumbre de la #CELAC, pero de ninguna manera compartimos el acercamiento con el gobierno represor de #Venezuela, que no respeta los derechos humanos y las libertades políticas de los opositores», expuso.

Al mismo tiempo, Zambrano afirmó que su partido reprueba la falta de democracia en Cuba.

«Reprobamos la falta de democracia en la isla contra líderes y movimientos opositores. El gobierno mexicano no pude justificar bajo ningún argumento estos actos de represión», agregó.

Por su parte, la senadora Lilly Téllez envió una carta al Presidente Andrés Manuel López Obrador en la que denosta el recibimiento a Díaz-Canel a quien calificó como déspota.

«Es evidente que prefiere anteponer su ideología (López Obrador), y por ello, omite pronunciarse sobre la situación que viven los cubanos, cuyos derechos humanos y libertades están siendo coartados por el régimen dictatorial de Miguel Díaz-Canel», se lee en la publicación.

En tanto, el presidente del Partido Acción Nacional (PAN), Marko Cortés, también lamentó la visita de ambos Presidentes y lo referido por el titular del Ejecutivo Federal de México.

«Es una aberración que nuestro actual Presidente diga que Cuba es un ejemplo de nación. ¿Será porque es un estado totalitario que persigue a quien piensa diferente, donde las libertades y los derechos no son respetados? ¡Una vergüenza!

«López Obrador ha convertido a México en el lugar de encuentro de dictadores. Utiliza su presidencia pro tempore de la @PPT_CELAC para degradar a nuestro país. Como país libre y democrático tendríamos que estar condenando los métodos de tortura utilizados en Cuba y Venezuela», apuntó.

Además el ex candidato presidencial Gabriel Quadri calificó como ‘fanfarria’ el recibimiento de Nicolás Maduro.

«No toca fondo la política exterior mexicana. Ahora reciben con fanfarrias al dictador Maduro de Venezuela…», posteó.

La senadora panista Kenia López incluso reclamó que mientras el Presidente López Obrador se reunía con el líder cubano, los damnificados necesitaban apoyo.

«Mientras AMLO celebra con Díaz-Canel en un Palacio, hoy los damnificados han perdido su patrimonio e incluso a sus seres queridos.

«El Presidente miente descaradamente y defiende los moches de su Secretaria de Educación», expuso al referirse a las acusaciones contra Delfina Gómez sobre el «diezmo» a Morena cuando fue Alcaldesa de Texcoco.