Cinco de los once municipios del interior concentran la mayor parte de las denuncias por maltrato animal, presentadas formalmente ante la Procuraduría Estatal de Protección al Ambiente al corte del primer semestre del año. De momento, la dependencia antes mencionada ha recibido cerca de 900 reportes, logrando intervenir en una gran parte de ellos, para el aseguramiento de las especies en peligro.

Ofelia Castillo Díaz precisó que son los municipios de Aguascalientes, Jesús María, San Francisco de los Romo, así como Calvillo y Rincón de Romos, son las zonas con mayor número de quejas ciudadanas que exhiben condiciones de riesgo para animales domésticos en la mayoría de los casos. Lo anterior ha provocado que personal de la Proespa se movilice tras tener conocimiento de los hechos, logrando el aseguramiento de algunos de ellos.

De enero a junio, la Procuraduría Estatal de Protección al Ambiente ha logrado el resguardo en total de 38 animales de compañía, correspondiente a 28 perros, siete gatos, así como una paloma y dos tortugas. Los municipios con mayor índice de maltrato animal concentran 531 denuncias por maltrato animal, de las 876 recibidas durante el primer semestre del año.

“Las causas principales de los reportes son: encadenados y que limita su movilidad, falta de higiene, en azotea, falta de alimento y agua, ladridos, falta de atención médica y actos de crueldad como golpes y torturas”, externó.