El director del Hospital Hidalgo, Armando Ramírez Loza aseveró que Aguascalientes enfrenta el enorme reto de lograr la donación cadavérica de riñones, porque la demanda es creciente y normalmente ocurre de donantes vivos y este 2022 acumulan 40 trasplantes, cuyos pacientes han recibido apoyo económico por parte del Fideicomiso CHMH.
Agregó que la meta es lograr que las familias con pacientes con muerte cerebral por accidentes automovilísticos autoricen la donación multiorgánica y de esta manera se beneficie a una gran cantidad de personas, ya que no se limita a los riñones, se pueden aprovechar pulmones, corazón y se envían a los centros especializados de trasplantes.
Hoy en día, cada trasplante cuesta entre 150 mil y 200 mil pesos, y gracias al Fideicomiso del Hospital Hidalgo con una bolsa aproximada por 40 millones de pesos se apoya a los pacientes, hasta el 100% del costo, incluso tiene cobertura para atender si se presentan complicaciones en los casos.
Armando Ramírez Loza precisó que este fideicomiso apoya también a los pacientes con hemodiálisis, donde el nosocomio atiende las 24 horas a estos enfermos que suman 50 diarios, quienes requieren el tratamiento dos o tres veces por semana.
Asimismo mencionó que los trasplantes de riñón no se han regularizado con respecto a los casos que se tenían antes de la pandemia, incluso hoy en día se han detectado a varios que iban a entrar a cirugía y se han tenido que suspender al salir positivos al COVID-19.