Al reconocer que en el nivel de básica no existe un conteo de la población estudiantil con situaciones emocionales derivado por el COVID-19, el titular del IEA, Raúl Silva Perezchica, señaló que 140 psicólogos se encuentran enfocados a atender a esos niños y adolescentes, y no se limitan a sus escuelas asignadas, sino que acuden a otras instituciones educativas a petición de la autoridad educativa.
A través del DIF Estatal, los psicólogos del programa de Juntos por la Vida que apoyan a las escuelas primarias y secundaria se encuentran atendiendo los casos, aunque los niños no estén ahí adscritos. En este momento se trabaja para prevenir la ocurrencia de casos de niños con alta depresión o con alta ansiedad.
Raúl Silva Perezchica indicó que este 2020 se cuenta con un centenar de especialistas en la salud mental y en este año atípico por la contingencia sanitaria su presencia y participación ha resultado elemental para apoyar y contener el problema de la depresión, el cual ha estado creciendo a nivel mundial.
Estos problemas emocionales se han estado detectando a tiempo, gracias a la colaboración y participación de los maestros en todos los grados académicos, a fin de reducir las crisis o los eventos fatales.
Estos estudiantes son atendidos tanto por la vía remota o presencial, en los periodos iniciales de la ansiedad es posible apoyarlos a través de un teléfono y para ello se solicita la ayuda de los maestros y se hace el contacto, en caso de observar que el caso es más profundo sigue reunirse directamente en el consultorio para acudir a una terapia formal y desactivar ese síntoma depresivo o ansiedad.
El director del Instituto de Educación de Aguascalientes mencionó que aparte de los 100 psicólogos del DIF estatal se tienen otros 40 por parte de la Secretaría de Educación Pública, quienes han estado atendiendo básicamente al nivel de la secundaria y de la primaria mayor, así como en las preparatorias.