Un joven de 17 años de edad deberá aprender que conducir a velocidad inmoderada y bajo los influjos de las bebidas embriagantes no es una buena idea. Y es que por esa causa, el menor automovilista sufrió un aparatoso accidente tipo volcadura mientras circulaba por el bulevar San Marcos.
Los hechos se registraron el pasado sábado a las 22:45 horas. Aunque no hubo personas lesionadas, los daños materiales fueron estimados en 40 mil pesos.
Al momento de los hechos conducía un vehículo en color gris y al circular por el bulevar San Marcos a velocidad inmoderada y bajo los influjos de las bebidas embriagantes, perdió el control del volante, lo que provocó que se saliera del camino y terminara volcándose aparatosamente, quedando con las llantas apuntando al cielo.
Al lugar de los hechos acudieron elementos de Vialidad Municipal, quienes confirmaron que el joven conductor resultó ileso.