Aunque entre los constructores impera la confianza y el ánimo, una realidad ineludible es que “no hemos podido levantar vuelo en esta Nueva Normalidad y con la reactivación económica que se ha buscado”; no obstante esperan que sea a principios del mes entrante cuando se pueda tener alguna recuperación.

Así lo manifestó el presidente de la Cámara de la Industria de la Construcción, Ángel Palacios Salas, quien refirió que la inversión privada todavía es muy corta y lenta, por lo que la expectativa para muchos se mantiene en las obras públicas tanto del estado como de los municipios, en donde no ha parado la actividad.

Estimó que alrededor del 60% de las empresas afiliadas en la CMIC estén detenidas y solamente un 40% tienen trabajo, aunque es mínimo, por ello es que aproximadamente un 20% de los trabajadores han sido suspendidos o despedidos, “esperemos invertirla y para finales del año esperemos estar en un 77% de empresas con actividad, pero todavía vemos complicado el panorama de aquí al fin del año”.

Y aunque quisieran saber qué obras o inversiones federales se tienen para participar, sin embargo ante tanto recorte presupuestal y de reasignación de recursos para el sector salud, es casi seguro que se tenga que esperar más tiempo para saber de recursos y convocatorias nacionales para Aguascalientes.

Aunque con las inversiones que se tengan proyectadas tanto en lo público como en lo privado “no creo que sea suficiente como para reactivar la economía al 100% en nuestra área”, advirtió el presidente de la CMIC.

No obstante, las empresas de este sector se han librado de los pleitos sindicales, aunque ya en otros tiempos recientes, también se quisieron llegar a meter líderes foráneos, pero en este tiempo la dificultad y la crisis económica, le han quitado lo atractivo por cuotas y número de personal, de buscar apropiarse de los sindicatos.

En cuanto a la inversión privada, se espera la pronta reactivación de un par de proyectos  que se vieron suspendidos, pero una vez que se retome la vida laboral en la construcción se observará.

Mientras que en las de tipo público, se ha pedido a las autoridades que las obras sean asignadas a los constructores pequeños, para tratar de permear en el sector; “serán 70 obras también menores pero que permitirán dar trabajo”, en tanto que de los municipios también se han comenzado los concursos y eso levanta un poco el ánimo.