Jorge Ricardo
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Aunque el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador ha invertido 67 mil 720 millones de pesos en capacitar a jóvenes que no estudian ni trabajan, menos de la mitad consiguen un empleo tras un año de estar becados, según reportes de la Secretaría del Trabajo sobre el programa «Jóvenes Construyendo el Futuro».
«En 2021 han egresado del programa 255 mil jóvenes, aproximadamente, de los cuales se tiene identificados que 40 por ciento de los jóvenes han logrado incorporarse a un trabajo», afirmó el viernes el subsecretario de Empleo y Productividad, Marath Baruch Bolaños, en un reporte que presentó al Presidente López Obrador.
Un día antes, la Secretaría del Trabajo y la Comisión Nacional de los Salarios Mínimos (Conamar) publicaron el estudio «El efecto del Programa Jóvenes Construyendo el Futuro durante la Pandemia» que reportó que en seis meses del año pasado, 139 mil 353 jóvenes terminaron su capacitación, de los cuales 64 mil 428 encontraron trabajo, el 46.2 por ciento. Sin embargo ese estudio también evidenció lo corto que resulta el programa, pues en el mismo lapso hubo más de 14 millones 823 mil jóvenes sin empleo, pero que no estaban becados.
«En comparación, durante los meses de la encuesta hubieron (sic) 14 millones 823 mil 203 jóvenes sin empleo en algún momento y que no participaron en el programa, de los cuales 3 millones 493 mil 274 encontraron un empleo. Los beneficiarios del programa tuvieron una empleabilidad del doble, si los comparamos con jóvenes que no eran parte del programa», detalló el estudio.
El año pasado, el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) advirtió que el programa no cuenta con mecanismos de vigilancia sobre la calidad de la capacitación, mientras que fueron publicadas evidencias de corrupción de capacitadores que se quedaban con la becas.
Según Baruch Bolaños, a la fecha han ingresado al programa 1 millón 930 mil jóvenes de entre 18 y 29 años con becas de 4 mil 310 pesos mensuales. De los que no consiguieron empleo, añadió, 18.7 por ciento iniciaron un negocio, sin especificar si formal o informal y el 12.7 regresó a estudiar.