Oscar Uscanga
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Gobierno de Estados Unidos está a la espera de la aprobación de su presupuesto para determinar cuánto aportará a programas de Honduras, El Salvador y Guatemala para disminuir la migración, aseguró ayer Marcelo Ebrard, Secretario de Relaciones Exteriores.
El propio Gobierno estadounidense, dijo, planteó a México su compromiso para impulsar programas de reforestación, aprender oficios y dar empleo en Centroamérica.
«Hemos propuesto a Estados Unidos una inversión, se hizo un plan muy detallado de qué debemos hacer en el corto plazo, principalmente en Guatemala, Honduras y El Salvador, con el propósito de que las personas encuentren oportunidades económicas. México inició ya su programa, tenemos más de 20 mil personas en El Salvador y Honduras, y vamos a iniciar en Guatemala, en qué localidades, en las que vemos tenemos más flujo hacia México, nos ha funcionado, hay evidencia y se la hemos compartido a Estados Unidos.
«Estados Unidos nos respondió hace poco que están esperando su proceso presupuestal, y enseguida que se apruebe, que ya no tarda, podrán determinar de qué tamaño va a ser su inversión en esos países. Habían anunciado 4 mil millones, pero fue hace un tiempo, pero para este programa, que es para dar empleo a la gente, reforestación, aprender oficios, imagino que será una nueva partida, una vez que le aprueben el presupuesto, somos optimistas, porque nos dijeron que lo van a hacer, pienso que eso nos va a ayudar mucho», señaló el Canciller en conferencia de prensa tras la culminación de la Cumbre G20, realizada en Roma, Italia.
Apenas el pasado 12 de octubre, el Presidente de Estados Unidos, Joe Biden, aseguró que su gobierno ya estaba apoyando con recursos económicos programas contra la inseguridad económica, lucha contra la corrupción, inseguridad y violencia de género en Centroamérica.
Sin embargo, dejó abierta la posibilidad de una «actividad pilota conjunta», previo al análisis de programas ya existentes o por ponerse en marcha en la región.
Respecto de su diálogo con Biden durante la reunión del G20, Ebrard afirmó que sólo se enfocó en cómo mejorar las cadenas de suministro entre México, Estados Unidos y otros países de Asia y Europa.
«Con el Presidente Joe Biden estuvimos en el evento dedicado al suministro, problemas de suministro, junto con otros países, tenemos que actuar en conjunto para facilitar que esto se pueda resolver lo más pronto posible, porque viene el invierno, y si se agudiza, vamos a tener dos problemas: una presión inflacionaria y una contracción en producción por problemas de suministro; ese fue el contenido principal de la conversación que tuve.
«Ayer (sábado) platicamos muy brevemente sobre el diálogo económico de alto nivel entre México y Estados Unidos, que tiene que ver con las cadenas de suministro, cómo podemos integrarlas mejor para estar mejor preparados; significa que en varios sectores tenemos que integrar mejor las cadenas», indicó Ebrard.

¡Participa con tu opinión!