La instalación de concreto hidráulico en las vialidades de la entidad, debe ser un proyecto con el que continúe la futura administración municipal, consideró el presidente del Colegio de Ingenieros Civiles, Miguel Ángel Huízar Botello; no obstante, recomendó realizar un estudio sobre las calles y avenidas que más lo requieren, a fin de acabar definitivamente con el problema de baches en diferentes zonas.
Explicó que hay arterias tan desgastadas que incluso, a fin de no causar tantos problemas a la ciudadanía, se tienen que “bachear” mínimo tres veces al mes, lo que además de inútil, resulta muy costoso, apuntó el ingeniero civil.
“Recordemos que una calle está compuesta por diversas estructuras: la terracería y el pavimento; en ocasiones las dos ya están tan dañadas que ahí es necesaria una cirugía mayor. Hay otras que, de acuerdo al diagnóstico, sólo arriba está mal y requieren un esfuerzo menor”.
Explicó que aunque pavimentar o rehabilitar vialidades con concreto hidráulico, es más costoso, la durabilidad es mucho mayor que el asfalto, pues mientras uno tiene un tiempo de vida de cinco o seis años, el otro asegura por lo menos veinte.
Dijo, además, que el material que constituye el concreto hidráulico, soporta más carga vehicular y por tanto evita que las arterias sean cerradas por obras de reparación en tiempos más prolongados.
Agregó que las medidas de austeridad que se han tomado desde Gobierno Federal, afectarán directamente a la dirección de comunicaciones y transportes, por lo que, dijo, los pocos recursos que lleguen a la entidad deberán ser mejor utilizados para cubrir en lo posible las necesidades de la ciudadanía.
“Recientemente llegaron recursos para el municipio, creo que son dos tramos que definitivamente ya urgían, en la salida a México y el tercer anillo, tramos que estaban intransitables y había ocasiones en que las brigadas de bacheo cada semana estaban ahí”, finalizó.

¡Participa con tu opinión!