Descarta el Consejo Coordinador Empresarial en Aguascalientes (CCEA) que los trabajadores de empresas afiliadas al organismo sean obligados a mostrar su respectivo certificado de vacunación contra COVID-19 como requisito indispensable para seguir laborando. Su presidente, Raúl González, detalló que al ser voluntaria la aplicación de la vacuna, lo único que se les puede pedir a los empleados es el invitarlos a que no arriesguen innecesariamente su salud y acudan a completar su esquema cuando les corresponda.

El líder empresarial agregó que los patrones han otorgado en su momento las facilidades correspondientes para que sus empleados puedan acudir a las jornadas de salud y que exista mayor garantía de evitar complicaciones por la pandemia, y resaltó que en los centros de trabajo se siguen aplicando los protocolos de sanidad.

Aseguró que cuando alguna persona presenta síntomas de COVID, se le direcciona al médico para que en caso de ser posible sea sometido a una prueba médica. Remarcó que si bien en otras entidades para ingresar a algunos lugares se les estén pidiendo certificados, localmente respetan las decisiones de las autoridades, estando a la espera de que en algún momento determinen si habría algún cambio en las políticas de control sanitario para acatarlas.

 

“No podemos obligarlos a vacunarse y menos exigirles algún certificado porque la Ley del Trabajo misma nos los impide. A los trabajadores se les han dado todas las facilidades para que acudan a vacunarse (…) los mismos compañeros han hecho conciencia y les piden que vayan a inocularse por el bien de todos…” Raúl González, CCEA