Aunque se espera que el riesgo de contagios y decesos por COVID-19 se reduzca, de no ser así los tiempos previstos para el proceso electoral 2020-2021 no podrán ser cambiados, sin embargo se dará seguimiento a lo programado con las medidas sanitarias y protocolos debidos, tal como se ha hecho hasta ahora, dio a conocer el consejero presidente del Instituto Estatal Electoral, Luis Fernando Landeros Ortiz.
Aclaró que de no ceder los contagios, sería prácticamente imposible dar una prórroga a la recolección de firmas de simpatizantes para los candidatos independientes, procedimiento que comenzará a partir del 1º de diciembre, no obstante, se tienen tomadas las medidas sanitarias para prevenir riesgos.
Sucede, dijo, que a partir de ahora, cualquier aspecto establecido dentro de la agenda electoral, complicaría el resto del procedimiento, pues si se tuviera la necesidad de hacer alguna prórroga, se acortarían tiempos de precampañas y campañas, lo que no sería deseable para que el elector pudiera decidir de manera razonada y con conocimiento de sus candidatos.
De ahí que aun en tiempo de pandemia, el reto principal es hacer convivir los derechos políticos de los ciudadanos y sin poner en riesgo la salud, para lo cual se tiene coordinación con las autoridades de salud, a efecto de contar con información sobre cómo va la pandemia y dar seguimiento puntual a la agenda electoral para emitir determinaciones en armonía.

TAMAÑA BOLETA. Landeros Ortiz comentó que para la elección del 6 de junio de 2021 y debido al número de partidos políticos con registro local y nacional que presentarán candidatos, además de los independientes que logren el registro, cabe la posibilidad de cambiar el formato de las boletas a utilizar. Dijo que es un tema que debe analizarse desde ahora y de ser necesario podría ser tener una boleta impresa por ambas caras o bien, crecerla a tamaño oficio.