Elementos del Grupo de Operaciones Especiales (GOPES) de la Policía Estatal, asestaron un importante golpe al narcomenudeo, tras lograr la captura de un presunto distribuidor de enervantes que operaba en la colonia Insurgentes.
Quien fue trasladado ante el agente del Ministerio Público del Fuero Común, responde al nombre de Cristian Osvaldo, de 18 años de edad, quien fue sorprendido en poder de 131 dosis de “cristal”. Lo anterior sucedió cuando los uniformados se desplazaban sobre la calle Ingeniero Camilo Arriaga, y en determinado momento detectaron a un individuo que al percatarse de la presencia policial se fue corriendo, mostrando así una conducta evasiva. Luego de una breve persecución pie a tierra, los oficiales le dieron alcance sometiendo posteriormente al sospechoso a una revisión corporal.
Fue así como entre sus pertenencias, le fueron encontradas las diversas dosis de droga sintética, siendo asegurado en ese momento y finalmente trasladado a la Fiscalía General del Estado, donde se resolverá su futuro legal.