Empresas que no cuenten con liquidez, pero hayan generado ganancias durante el año 2023 deberán recurrir al endeudamiento para cubrir el reparto de utilidades, indicó Irma Patricia Muñoz de León, presidenta del Consejo Coordinador Empresarial. Las empresas que registraron ganancias están obligadas a cubrir por ley el pago de la Participación de Trabajadores en las Utilidades (PTU), conforme a los datos financieros reportados al Servicio de Administración Tributaria, explicó.
“Es obligatorio realizar este pago. Los empresarios deben ser responsables y recurrir al financiamiento o al modelo que sea necesario, ya que es un compromiso con sus trabajadores”, enfatizó.
La dirigente empresarial señaló que no se dispone de una cifra precisa del monto económico global que se entregará en Aguascalientes, dado que algunas empresas no registraron utilidades mientras que otras sí beneficiarán a sus trabajadores.
Explicó que el comportamiento de las ganancias fue variable el año pasado, lo cual dificulta estimar si la mayoría de las empresas realizarán el reparto de utilidades.
Muñoz de León expresó confianza en que las empresas de Aguascalientes asuman la responsabilidad de cumplir con el pago de obligaciones y compromisos, algo que siempre ocurre con las empresas que están obligadas a realizar este reparto.
Manifestó que el reparto de utilidades debe efectuarse antes del 31 de mayo y, en caso de que sea necesaria una revisión sobre la declaración anual de ingresos, estos datos están disponibles en el Servicio de Administración Tributaria.
Agregó que el pago de utilidades es un aspecto que requiere la colaboración entre patrones y trabajadores, generando ingresos que benefician a ambas partes.