La movilización de carga relacionada a la operación de la industria automotriz en el estado no ha registrado efectos negativos en sus servicios, destacó el presidente local de la Cámara Nacional de la Industria del Autotransporte de Carga, Roberto Díaz Ruíz.
El dirigente empresarial manifestó que la situación que se enfrenta en la planta automotriz COMPAS por recorte de personal, no incidió de manera directa en el sector de transporte de carga.
La operación de los tracto camiones de traslado de vehículos nuevos se mantiene con normalidad, y aún no se advierte que pudiera surgir una disminución en la carga de trabajo de este tipo de compañías.
Indicó que la carga de trabajo que mantienen las plantas automotrices de Nissan I y Nissan II mantiene un buen ritmo de operaciones, por lo cual se prevé que estas pudieran aminorar una posible baja en el ritmo de producción en Compas.
Confió en que si más adelante se registra una desaceleración de producción, las plantas instaladas cuentan con las condiciones de producción para cubrir aquellos servicios que pudieran suspenderse.
El líder transportista indicó que el estado cuenta con diversas compañías consolidadas de transporte de vehículos nuevos a través de “madrinas” o unidades nodrizas, con un buen dinamismo económico.
En ese sentido, consideró que no se han registrado afectaciones al sector transportista, que se enfoca en la distribución de alimentos del campo por las carreteras del país.
Las condiciones de sequía que afectan la producción de cultivos no han sido impedimento para que se siga llevando frutos y verduras a distintos puntos del país.
Hay nuevas expectativas por la presencia de un mejor clima para este año, con lo cual se anticipa que puedan generarse mejores condiciones del campo, y en consecuencia, un dinamismo para movilizar los cultivos.