Eduardo Cedillo
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- A pesar de que el ajolote está en peligro crítico de extinción y está prohibida su venta, en un mercado de la CDMX se venden ejemplares en 750 pesos.
Este anfibio único en el mundo y que conserva características milenarias de las salamandras, sólo existe en el Valle de México.
Los locatarios del Mercado 901 Nuevo San Lázaro, en Magdalena Mixhuca, lo venden junto con un supuesto permiso y alimento especial.
«Sí, es un varo, pero está a buen precio. Mira nada más qué calidad de ajolotes», expresó un comerciante.
El ajolote se encuentra identificado bajo la categoría de peligro de extinción por la Norma NOM 059 de la Semarnat . De acuerdo con el Artículo 420 del Código Penal federal, su tráfico, captura, posesión, transporte o extracción del País conllevan una pena de uno a nueve años de prisión y el equivalente de 300 a 3 mil días multa.
La especie, emparentada con las salamandras, pero que conserva la aleta dorsal y las branquias en su etapa adulta está en la lista roja de peligro de extinción de la Unión Internacional por la Conservación de la Naturaleza (IUCN por sus siglas en inglés).
En peceras de aproximadamente cinco litros, los locatarios tienen hasta cuatro o más ajolotes, limitando el espacio de los animales, pues 100 o 150 litros de agua es un hábitat insuficiente incluso para un sólo ejemplar.
Pamela Valencia, experta en el ajolote y directora del centro de conservación de este animal Axolotitlán, consideró que los mecanismos de protección de las autoridades de estas especies son arcaicos y se encuentran rebasadas.
«Hoy nuestras autoridades no cuentan con las suficientes herramientas o el suficiente personal para poder tener un control eficiente de todos los animales que se reproducen y se venden en este tipo de mercados», explicó.