Con un flujo aproximado de 16 pasajeros diarios, el servicio de Enlace de Transporte Colectivo Foráneo en Aguascalientes se encuentra en riesgo de detener unidades si no mejoran sus condiciones económicas, ya que operan por debajo de sus costos y urge la reactivación de pasajeros estudiantes universitarios.
Su presidente, Armando Santana Valdés, indicó que el 60% de los posibles pasajeros pertenecen al rubro de estudiantes, personas de la tercera edad y con discapacidad, quienes reciben una tarifa preferencial de 50% de descuento.
En este momento, dijo que el servicio de las “combis” se encuentra bajo mucha presión, porque en un inicio del COVID-19 fueron apercibidos a llevar sólo 9 pasajeros por vehículo, con lo cual no se recuperan los costos de operación por unidad y por eso se pidió la ampliación a 13 pasajeros, junto con un protocolo sanitario.
Sin embargo, todavía ante la ausencia de estudiantes, no se han podido recuperar costos de operación de las unidades. Si se aplica la tarifa preferencial con las actuales condiciones habrá pérdidas tremendas para este servicio, porque no se podrán cumplir compromisos con los choferes como el Seguro Social.
Indicó que la parada mínima es de 9 pesos y la tarifa de estudiante es de 4.50 pesos o del 50% respecto del destino de esos jóvenes, pero todavía no se aplica en este servicio porque no se han emitido las tarjetas correspondientes para el servicio colectivo foráneo, cuyo proceso le compete a la Coordinación de Movilidad.
“Respecto a las personas de la tercera edad y con alguna discapacidad, la emisión de las tarjetas le compete a la Coordinación de Movilidad en conjunto con el DIF estatal, y con ellos los descuentos del 50% son permanentes y no está sujeto a ciclos escolares ni de otra índole”, comentó finalmente Armando Santana Valdés.