Tras varios años en que la mosca de la fruta que afecta a la guayaba estuvo erradicada, ésta volvió a una parte de este cultivo en el municipio de Calvillo, problema que está siendo atendido con fumigación aérea mediante el uso de drones para que haya mayor efectividad en su combate, manifestó el secretario de Desarrollo Rural y Agroempresarial, Miguel Muñoz de la Torre.
Aseguró que la atención a esta plaga se está dando de manera oportuna, primero porque los productores se dieron cuenta pronto de la situación y la atención está siendo brindada por el Comité Estatal de Sanidad Vegetal (CESVA), la Sedrae y el Comité Sistema Producto Guayaba, labor que está a cargo del Instituto Tecnológico de Pabellón de Arteaga.
El trabajo se lleva a cabo con la finalidad de mantener una buena sanidad en las huertas del municipio de Calvillo, de ahí que la fumigación con drones está siendo aplicada en 25 hectáreas de huertas y así será hasta lograr el control de un brote de mosca de la guayaba como parte del manejo integrado de plagas que realiza dicho comité.
Insistió que este trabajo da muestra de que se actúa pronto y en gran medida se debe a que los productores tienen un buen manejo integral de plagas, que, al surgir alguna, como en este caso de la mosca de la fruta, se reporta de manera pronta para atacarla; en este caso, “la mosca se había presentado en algunas huertas y ya estaban terminando la cosecha, así como en otras áreas semiabandonadas”.
Lo que se pretende, explicó, es llevar a cabo cuatro aplicaciones en las 25 hectáreas afectadas y, por lo pronto, se ha hecho solamente una fumigación y se espera que, a finales de este mes, se pueda haber cumplido con la meta.
Muñoz de la Torre indicó que estas acciones de control se llevan a cabo con recursos del Gobierno del Estado mediante el Programa de Atención a Plagas de Interés Estatal y la aportación económica de parte de los productores, y en esta ocasión que es fumigación aérea, se cuenta con el apoyo del Instituto Tecnológico de Pabellón de Arteaga.
Finalmente, señaló que el manejo integral de plagas lo lleva a cabo el CESVA en coordinación con los productores y consiste en realizar acciones de trampeo, muestreo, control mecánico y control químico; como parte del control mecánico, se recolecta toda la fruta madura del suelo y del árbol, y se lleva a una fosa de destrucción para evitar la propagación de la plaga.

¡Participa con tu opinión!