Vecinos del fraccionamiento Periodistas se manifestaron dentro de Palacio Municipal para exigir a las autoridades que se les restablezca el servicio de agua potable y que se realicen mayores patrullajes en la zona debido a la proliferación de delincuentes.

Representantes vecinales aseguraron tener más de ocho días sin el vital líquido; por lo anterior, pidieron al secretario del Ayuntamiento, Jaime Beltrán Martínez, una solución a la problemática; “nosotros pedimos que nos manden aunque sea tres o cuatro horas el agua en el día, pero con la presión adecuada para que suba a nuestros tinacos”, comentaron.

La escasez de agua se ha convertido en todo un viacrucis para los moradores de esa colonia; la señora María Flores detalló que la problemática inició desde el pasado mes de abril, pero hace semanas se intensificó.

Para obtener un poco de agua para lavar los trastes, bañarse o abastecer el sanitario, algunas personas han optado por acarrear agua de la Línea Verde; “ahí cerca de la escuela Nissan está toda la gente tomando agua porque no tenemos”, refirió la representante vecinal.

Esta situación está generando gastos extra a los ya de por sí golpeados bolsillos de los ciudadanos, pues algunos tienen que mandar a lavar su ropa o pagar pipas.

Por su parte, Rafael Berumen Esparza, titular de la Comisión Ciudadana de Agua Potable y Alcantarillado; José Juan Aguiñaga Medina, procurador de la Defensa del Usuario de CCAPAMA; así como personal de la concesionaria Veolia, atendieron a los ciudadanos explicando que el desabasto proviene de una obstrucción por sarro en las tuberías de esta zona de la ciudad, lo que genera poca presión y la falta de llegada de agua a las tomas domiciliarias.

Desde hace un par de días se trabaja en la exploración de la red hidráulica para detectar las zonas obstruidas, por lo que, a partir del día de hoy, y en lo que se llevan a cabo estas acciones de limpieza, las personas que habitan este fraccionamiento contarán con el abastecimiento de agua a través de pipas con moto bombas.

INSEGURIDAD

Respecto a la inseguridad que impera en la zona, comentó que niños de 8 y 12 años se pelean constantemente en la avenida Del Rey, con jóvenes de colonias aledañas y al llegar la policía no son aprehendidos por su condición de menores de edad. Lo preocupante es que están armados con cuchillos, palos y demás objetos punzocortantes, por lo que exigieron a Seguridad Pública Municipal que realicen operativos de vigilancia para que detengan a los menores o a los padres de éstos.