Aclara el dirigente nacional de la CROM, Rodolfo González Guzmán, que en Unipres los trabajadores siguen siendo representados por dicha central obrera, ante la confusión generada por el entonces líder del sindicato en dicha empresa, Jesús Rodríguez Alférez al incitarlos a cambiarse a la CATEM mediante una asamblea ilegal.

En conferencia de prensa, el líder nacional de la Confederación Regional Obrera Mexicana dejó en claro que la actuación de Jesús Rodríguez Alférez, quien se desempeñaba como líder del Sindicato Único de Trabajadores de Unipres por parte de la CROM, fue a título particular a convocar a asambleas, donde los incitó a levantar la mano para ver quién estaba de acuerdo en cambiarse a la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México.

La actuación de dicho personaje, dijo que no sólo mereció la expulsión de la CROM sino también porque nunca rindió cuentas a los trabajadores del manejo de las cuotas sindicales, aunado a que no abrió una cuenta a nombre del sindicato, sino que todas las cuotas las depositaba en una cuenta de carácter personal en el banco.

Ante tales anomalías, González Guzmán no descartó que se pudiera proceder legalmente contra Rodríguez Alférez, lo cual se va a desprender de la auditoría que habrán de realizar a su gestión en cuanto al manejo de los recursos, aunado a la confrontación constante con la empresa. “Estamos actuando dentro del marco legal, de lo que nos marca la ley. También decirles que el compañero no fue despedido de la empresa, ya que simplemente no se presentó a trabajar y eso será una cuestión de carácter laboral diferente”.

Por lo anterior, anunció que a partir de este martes y miércoles tendrá lugar la realización de 4 asambleas extraordinarias con los trabajadores guardando todas las medidas de seguridad sanitaria, para que sean ellos mismos los que designen a su nuevo líder del Sindicato ante Unipres junto con los integrantes del nuevo Comité.

Finalmente, recalcó que mientras CATEM no tenga un contrato colectivo de trabajo con Unipres no puede entrar, toda vez que existe un procedimiento legal que se debe seguir ante la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, mediante una demanda de titularidad del contrato colectivo de trabajo tal y como ocurrió en Nissan Mexicana. “CATEM está peleando jurídicamente con la CTM la demanda de titularidad de Nissan y con Unipres, no es de que ya tengo mi toma de nota y me llevo a los trabajadores a otro lado”.