En tanto los micro y pequeños comercios del primer cuadro de la ciudad enfrentan dificultades para recuperar sus ventas, se estima que un 7% han bajado sus cortinas, pero no se sabe si de manera temporal o definitiva, según el resultado de un censo hecho recientemente en el sector, manifestó el presidente de la Asociación de Comerciantes del Centro (Acocen), Sergio Piña de la Torre.

La pandemia por COVID-19 ha pegado más a los micro y pequeños empresarios de los distintos giros, que en general se estima que son más del 98% de los que son de este nivel; y en el caso de los comerciantes las ventas actuales oscilan entre un 30 y 50% en el mejor de los casos.

Esto ha derivado que de las 2,800 a 3,000 unidades de negocio que hay en el centro, aproximadamente el 7% tengan cerradas sus cortinas, pero se desconoce si han tomado la determinación de dejarlas así por tiempo indefinido o ya en definitiva, “quisiéramos pensar que sea de manera temporal y pronto volverán a abrir al público”.

 

Ven la posibilidad de uniformar horarios

Una situación que propicia también la ausencia de clientes en el centro citadino, es que no hay un horario establecido para la apertura y cierre de los comercios, de ahí que se está viendo la posibilidad de que los comerciantes uniformen tiempos y la gente que acude con la intención de hacer compras, aunque sean mínimas, vea los negocios abiertos.

Y es que se han dado cuenta que sí hay gente en el centro pero “se puede decir que sólo mirando, pues pocos compran”, pero también se tiene que dejar de manifiesto que es porque muchos locales están cerrados en horas que en otros tiempos tenían abierto al público.

Cierto es que con las condiciones actuales muchos no están en posibilidades de mantener un horario amplio o capacidad de mantener el pago a sus empleados, por eso es que optan por abrir tarde o cerrar temprano, pero lo ideal es que la mayoría estén abiertos en horarios similares para que las personas que visitan el centro, tengan oportunidad de ver aparadores; la propuesta es abrir entre 9 y 10 de la mañana y cerrar entre 6 y 7 de la tarde, pero que sea en la mayoría de los casos.