Arely Sánchez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La operadora de restaurantes Alsea, que ayer reportó una pérdida por 2 mil 578 millones de pesos durante el segundo trimestre del 2020, prevé cerrar hasta 100 de sus restaurantes en todo el mundo en lo que resta del año.
Esto como una forma de hacer más eficientes sus operaciones, tras el golpe que le ha significado la actual pandemia.
Dicho recorte se sumaría a los 55 restaurantes que la compañía ya cerró en la primera mitad del año, de marcas como Wagamama, Domino’s Pizza, Starbucks, Vips y El Portón.
“Es una respuesta para ser más eficientes. Es probable que cerremos restaurantes de marcas que no llegan a una ganancia sana que necesitamos”, dijo Alberto Torrado, presidente ejecutivo de Alsea, en una llamada con analistas financieros.
Al cierre de junio de 2020, Alsea mantenía en operación 4 mil 256 restaurantes, 3 mil 358 de ellos eran unidades corporativas y 898 bajo el esquema de franquicias en los mercados de México, Francia, Portugal, España, Colombia, Uruguay, Argentina, Holanda, Luxemburgo, Chile y Bélgica.
Torrado reconoció que la compañía cerrará muchos más restaurantes de los 20 que originalmente había planeado al inicio del año, principalmente ante la anunciada desaparición de su marca El Portón, en México, y cuyo mercado pretendía atacar con nuevas marcas como Corazón de Barro y La Casa del Comal, que apenas suman 4 unidades en total.