Rolando Herrera
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Especialistas en temas de corrupción cuestionaron la exoneración de la Función Pública al director de la CFE, Manuel Bartlett, investigado por enriquecimiento oculto y conflicto de interés.
Max Kaiser, profesor del ITAM, consideró que la investigación debió de haberse centrado en si la pareja y los hijos son en realidad prestanombres de Bartlett y no en si éste está casado o vive en concubinato con Julia Elena Abdala.
«Lo que se debió de haber investigado es si estas 25 casas y las 12 empresas generan ingresos y recursos que el señor Bartlett disfruta, si esto es así, entonces hay enriquecimiento oculto», señaló.
Kaiser dijo que en el caso de conflicto de interés éste se acredita con el hecho de que Bartlett no lo registró en su declaración a pesar de que una de las empresas de su pareja figura en el padrón de contratistas de la CFE.
«Para los enemigos políticos no hay ningún tipo de consideración legal, se les acusa hasta de lavado de dinero en conferencias mañaneras sin siquiera iniciar procedimientos (…) y para los que son leales se utiliza cualquier salida legal», acusó.
Senadores y diputados de Oposición también descalificaron el fallo de la SFP.
«Me parece ridículo: se les cae el teatrito. Una cosa es lo que dicen y otra cosa es lo que hacen», dijo la senadora panista Xóchitl Gálvez.
«La resolución (de la SFP) es insultante y ofensiva», dijo Clemente Castañeda, senador de Movimiento Ciudadano.
Con información de Mayolo López y Jorge Ricardo