Un agente de la Policía de Investigación fue cesado de su cargo, luego de que el pasado domingo por la noche se vio involucrado en una riña, durante la cual fue despojado de su arma de cargo y además le dañaron a balazos la patrulla de la FGE.
Cabe destacar que tres personas que se vieron involucradas en los hechos fueron detenidas por policías estatales, quienes posteriormente fueron trasladadas a la Agencia del Ministerio Público de la Vice-Fiscalía de Investigación del Delito.
El policía de investigación que fue separado de su cargo, fue identificado como Juan Francisco P. R.
Los hechos se registraron el pasado domingo a las 23:00 horas, cuando habitantes del fraccionamiento Cumbres III reportaron que se registraba una balacera en la calle 26 Oriente y esquina con la calle 14 Sur.
Hasta ese lugar llegaron policías estatales a bordo de la patrulla AG154A2, quienes arrestaron a dos hombres y a una mujer identificados como Marco Antonio, de 42 años; Javier, de 45 años y Mayra Elizabeth, de 27 años.
Lo anterior, luego de que habían despojado de su pistola de cargo, una escuadra calibre 40, al policía de investigación Juan Francisco P.
Además, uno de los detenidos disparó en varias ocasiones la pistola y provocó daños a la patrulla de la FGE, siendo un automóvil Nissan Versa, color blanco y placas de circulación AAC-971-A del estado de Aguascalientes, el cual presentaba impactos de bala en el parabrisas y en el neumático delantero derecho.
Cabe destacar que los policías estatales recuperaron la pistola tipo escuadra calibre 40, la cual estaba abastecida con siete cartuchos útiles. Al reportarse que en estos hechos estaba involucrado un policía de investigación, minutos después acudieron varios agentes de la FGE.
También arribaron policías preventivos del Destacamento “Terán Norte”, pero fueron alejados por los policías estatales, con el pretexto de que ya tenían controlada la situación.
La Fiscalía General del Estado informó que aparentemente el conflicto se originó cuando el policía de investigación Juan Francisco P. acudió a un convivio celebrado en el fraccionamiento Cumbres III, donde tuvo un problema con las personas detenidas quienes lo despojaron de su arma de cargo.