José de Jesús López de Lara

Un mecánico estuvo a punto de morir aplastado cuando, al estar reparando un vehículo, este le cayó encima, alcanzando a ser golpeado a la altura del tórax.
Debido a que un rin se encontraba debajo del coche y soportó la caída, fue que este accidente no terminó en tragedia.
Los hechos se registraron el lunes a las 12:57 horas, en un taller mecánico con razón social “Cormit”, que se ubica en la calle Fuente de Alvarado, en la colonia Ex Ejido Ojocaliente.
Un reporte inicial al número de emergencias 911, indicaba que un mecánico había sufrido un accidente en el interior de dicho establecimiento, ya que le había caído encima un vehículo que estaba reparando y se encontraba lesionado.
Al lugar de los hechos acudieron policías preventivos del Destacamento “Terán Sur”, además de Bomberos Municipales de Aguascalientes y una ambulancia de la Coordinación Municipal de Protección Civil.
Al llegar al taller mecánico, el trabajador de nombre Rodolfo, de 38 años, ya había sido rescatado por otros compañeros de trabajo, aunque se quejaba de un fuerte golpe a la altura del tórax.
Los vulcanos procedieron a brindarle atención pre hospitalaria y, posteriormente, paramédicos municipales procedieron a trasladarlo al HGZ No. 2 del IMSS, donde se reportó su estado de salud como estable y fuera de peligro.
Cabe destacar que el propio mecánico comentó que minutos antes se encontraba reparando un coche marca Renault, color blanco y placas de circulación ADU-012-D del estado de Aguascalientes.
Agregó que estaba debajo de la unidad automotriz que estaba siendo sostenida con un gato hidráulico, pero en determinado momento sufrió una falla y el vehículo le cayó encima de su cuerpo, golpeándolo a la altura del pecho.
Cuando sus compañeros se percataron de la situación, de inmediato lo rescataron y luego llamaron a los servicios de emergencia.