Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El Gobierno de Yucatán anunció castigo de hasta 3 años de cárcel para la persona que, diagnosticada con coronavirus o que tenga sus síntomas, salga e incumpla las medidas de aislamiento establecidas para evitar contagios.
En un mensaje difundido en redes sociales, el Gobernador Mauricio Vila advirtió que, además, la persona que incumpla se hará acreedora a una multa de hasta 86 mil 800 pesos.
“Esto bajo las sanciones que contemplan el Código Penal y La Ley de Salud de Yucatán”, según lo estableció.
Adicionalmente, poblados indígenas como Motul anunciaron que queda prohibida la entrada a visitantes, excepto a quienes distribuyen alimentos.