César Martínez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 1-Dic .- Diputados locales de Morelos impulsan un proceso para que Cuauhtémoc Blanco deje la Alcaldía de Cuernavaca antes del 15 de diciembre.
Alrededor de 17 legisladores hicieron suya la iniciativa presentada la semana pasada por regidores de la capital morelense en contra del ex futbolista.
El martes pasado, los diputados presentaron ante el pleno del Congreso la iniciativa de los regidores, acompañada de presuntas pruebas en contra de Alcalde.
La presidencia de la mesa directiva del Congreso morelense turnó la propuesta a la Comisión de Gobernación y Gran Jurado, la cual deberá analizar en primera instancia las pruebas que acusan al ex integrante del tri de haber participado en la elección por la Alcaldía con documentos falsos.
Jaime Álvarez, coordinador de la bancada de Movimiento Ciudadano, dijo que el asunto lo abordarán la próxima semana y prevén llamar al propio Cuauhtémoc Blanco.
«La comisión se tendrá que erigir como gran jurado, para ponderar las pruebas sobre una presunta una violación a la Constitución y que (Blanco) no cumple con los requisitos de elegibilidad», comento Álvarez, quien es uno de los impulsores del proceso.
El polémico Alcalde, dijo el legislador, tiene garantizado sus derechos de audiencia, de alegato y a presentar las pruebas que a él le convengan.
Si se aprueba la iniciativa, el dictamen sería enviado al pleno del Congreso, donde 20 de los 30 diputados lo deben avalar para que surta efecto la destitución de Blanco.
«(Esto) tendrá que ser este mismo año, tiene que ser un proceso expedito», abundó el diputado der MC.
«A (Blanco) le pareció fácil presentar un documento de dudosa validez respecto a su residencia. Mientras él sostiene que vivía en Cuernavaca, jugaba futbol en Veracruz y en Chicago, entonces, es convicción de los diputados de que se tiene que ir hasta las últimas consecuencias», apuntó.

Frentes abiertos
Además del amago de destitución, Cuauhtémoc Blanco también enfrenta litigios de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) y del Instituto Nacional Electoral (INE).
La Fepade indaga si presentó documentos falsos para registrarse como candidato en 2015.
En particular investiga si el ex futbolista obtuvo una credencial de elector con documentos falsos para acreditar su residencia en Cuernavaca.
En tanto, el INE le sigue los pasos por un presunto contrato por 7 millones de pesos con el Partido Social Demócrata (PSD) para que fuera su candidato.
Ayer, antes de una sesión del cabildo encabezada por Blanco, un ayudante municipal de Tlaltenango expresó su apoyo al ex futbolista.
«Desde aquí le pedimos al Gobernador (Graco Ramírez) y a los diputados que saquen las manos, que dejen que Cuernavaca avance», demandó.

¡Participa con tu opinión!