Los burócratas federales tendrán un incremento salarial del 6.7% directo a su salario y prestaciones, el cual será retroactivo al 1º de enero y comenzará a reflejarse en los pagos a partir del 15 de julio, informó el secretario general de la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado (FSTSE) en la entidad, Normando López Meixueiro.
Detalló que la negociación del incremento salarial a nivel nacional, encabezada por el dirigente nacional de la FSTSE, Joel Ayala Almeida, fue complicada debido a la transición de gobierno y los retos financieros que ello implica.
Sin embargo, dijo que el resultado de la negociación fue un aumento del 6.7% directo al salario y a prestaciones, lo cual, aunque menor al 12% inicial planteado, no implica la pérdida de ninguna prestación existente, como el bono de fin de año que en algún momento estuvo en la cuerda floja.
Enfatizó que el incremento salarial no es el único beneficio obtenido, ya que se logró mantener los vales de despensa, que el año pasado fueron por 14 mil pesos, y que aumentan año con año. Además, se amplió el apoyo para transporte y otros conceptos para los trabajadores.
Asimismo, anunció que se lograron mayores plazas para el sector salud, principalmente para el ISSSTE, lo cual es un logro significativo, considerando la necesidad de personal en este sector.
Subrayó que el incremento salarial y los beneficios adicionales son vistos de manera positiva, dado que esta medida no sólo mejora las condiciones económicas de los 18 mil trabajadores federales en Aguascalientes, sino que también refuerza el compromiso del gobierno con el bienestar de su personal.