Antonio Baranda
Agencia Reforma

Cd. de México, México.-El Presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que la Sedena y la Marina estarán a cargo de la vigilancia de todas las aduanas luego que contrabandistas han librado controles para seguir con el contrabando de gasolina ofreciéndola a distribuidores.

“Se frenó el contrabando de gasolinas y diesel por el control de tres aduanas: Matamoros, Reynosa y Nuevo Laredo. En marzo, vuelve a caerse (los ingresos), porque tenemos información de que están metiendo (los contrabandistas) los autotanques por las otras aduanas, esto es gasolina y esto es diesel. Cuando sucede esto, los distribuidores de México que recibían gasolina y diésel de contrabando empiezan a buscar a Pemex para comprar a Pemex y estuvieron comprando, no lo hacían, tenía tiempo.

“Pero, como me sacan la vuelta, vienen otra vez a comprar gasolinas y diesel de contrabando. ¿Qué les comento a los distribuidores?, que no están haciendo bien, están actuando de manera ilegal y nosotros somos muy perseverantes y no vamos a permitir que le roben al pueblo, no nos vamos a cansar”, comentó López Obrador.

En conferencia en Palacio Nacional, el Mandatario federal dijo que aún no termina la limpieza en las aduanas, por lo que para combatir el contrabando la Sedena y la Marina se encargarán de la vigilancia.

“Todavía no terminamos de limpiar las aduanas. El 2 de marzo mandos militares quedaron al frente de aduanas para frenar el contrabando fiscal. Como resultado se estima que en marzo las ventas de gasolina y diésel incrementaron, lo que representa un incremento de 6.7 por ciento de las ventas totales. Di la instrucción que todas las aduanas de la frontera van a estar a cargo de la Sedena y todas las aduanas de los puertos a cargo de la Marina”, mencionó.