El gobernador Martín Orozco Sandoval anunció que durante esta semana se entregará un bono especial de cuatro mil pesos a 300 trabajadores del sector salud estatal; serán beneficiados médicos, enfermeros, camilleros, laboratoristas, paramédicos y brigadistas: cuando termine la Pandemia, otorgará otro bono, en agradecimiento a su compromiso con la salud de la población.

Por otro lado, informó de la reunión que sostuvo con el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell Ramírez, sobre el manejo de la pandemia que exige mayor coordinación entre las autoridades de los tres niveles de Gobierno.

Aguascalientes compartirá su experiencia y buenas prácticas sanitarias, para sumar en las estrategias de salud que deben ser prioridad para cualquier gobierno independientemente de su ideología.

Por su parte, el secretario de salud, Miguel Ángel Piza Jiménez habló de la necesidad de adquirir conciencia ciudadana de que el virus se encuentra diseminado en todo el estado, por lo que las medidas de protección se deben tomar en todo momento.

Si bien existe un mapa de geolocalización de casos por zonas, con mayor incidencia en el oriente y poniente, esto no debe tomarse como factor para relajar las medidas, pues en estos momentos hay un riesgo latente de contagio en cualquier municipio y colonia.

Destacó que siguen en aumento los pacientes recuperados, sumando al día de ayer, 4 mil 393; mientras que los casos confirmados y acumulados son 5 mil 811, con 322 decesos.

Durante los últimos días se ha presentado un leve aumento en la ocupación de camas generales; están disponibles el 64% y de éstas, el 55% cuentan con ventilador artificial.

Insistió en la importancia del uso de cubrebocas; de respetar las medidas de distanciamiento social, lavado de manos, uso de gel antibacterial y desinfección de espacios.

Finalmente, consideró que en la medida en que la población no relaje estas medidas de prevención, se frenará la propagación del virus y con ello se reducirá el número de contagios, así como la tasa de letalidad.