Mircea Mazilu

Esta semana se cumplen 48 años de la muerte de Jaime Torres Bodet, escritor, poeta, político, diplomático y personaje destacado dentro de la historia mexicana del siglo XX. El 13 de mayo de 1974 fallecía en la Ciudad de México el que fuera secretario de Educación Pública en dos ocasiones, secretario de Relaciones Exteriores y director general de la UNESCO. A continuación, repasamos brevemente su destacada biografía.

Jaime Mario Torres Bodet nació en la Ciudad de México el 17 de abril de 1902 en el seno de una familia acomodada, que arribó a México desde Perú en 1895. Su padre, don Alejandro Lorenzo Torres Girbent era español y su madre, doña Emilia Bodet Levallois era peruana de origen francés.

Jaime Torres Bodet estudió la primaria en la escuela Normal de Maestros y la secundaria y el bachillerato en la Escuela Nacional Preparatoria. Se graduó en Filosofía y Letras en la UNAM, donde fungió como secretario del entonces rector José Vasconcelos.

Entre 1922 y 1924 se desempeñó como jefe del Departamento de Bibliotecas de la SEP; en el período 1925-1928 trabajó como profesor de literatura francesa en la Facultad de Altos Estudios; en 1929 se convirtió en secretario de la Legación mexicana en España y Francia y en 1935 en primer secretario de la embajada de México en París; de 1936 a 1937 fue nombrado jefe del Departamento Diplomático de la Secretaría de Relaciones Exteriores y en 1938 encargado de negocios en Bélgica.

En 1943 se convirtió en secretario de la SEP, cargo que ocupó hasta 1946 y, en una segunda ocasión, de 1958 a 1964. Como máximo dirigente de la autoridad educativa mexicana, Jaime Torres Bodet impulsó la Campaña Nacional contra el Analfabetismo, aumentó el presupuesto de la educación, promovió los libros gratuitos para la educación primaria, creó el Comité Federal del Programa de Construcción de Escuelas y fundó el Instituto Nacional de Capacitación del Magisterio.

En 1946 empezó a dirigir la Secretaría de Asuntos Exteriores y a continuación ocupó el puesto de director general de la UNESCO (1948-1952).

Asimismo, fue miembro de la Academia Mexicana de la Lengua, el Colegio Nacional, el Instituto de Francia y la Academia del Mundo Latino.

De la misma forma, fue nombrado como doctor honoris causa por once universidades, entre las que destacan las de Bruselas, París, Burdeos, La Habana y México.

Entre sus obras publicadas sobresalen “Fervor” (1918), “Margarita de niebla” (1927), “Contemporáneos” (1928), “Fronteras” (1954), “Sin tregua” (1957), “Memorias” (1961) y “Rubén Darío” (1966). De igual manera, fue fundador de la revista “Falange”y miembro de la revista “Contemporáneos”.

Jaime Torres Bodet se suicidó el 13 de mayo de 1974 después de padecer cáncer por más de quince años; fue sepultado en la Rotonda de las Personas Ilustres, dentro del Panteón Civil de Dolores de la Ciudad de México.

Mircea.mazilu@homail.com

¡Participa con tu opinión!