Renata Tarragona
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Los hoteles del país están batallando por alcanzar el 30 por ciento de ocupación que tienen permitido en este momento de la pandemia, por lo que están en riesgo de no cubrir sus gastos operativos.
“El problema con los destinos que ya están abiertos es que no llegan turistas”, indicó la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles (AMHM).
“Puede deberse a que la situación económica es difícil e incierta y viajar no es una prioridad y esa intención de viaje la posterguen para más adelante, o también al lógico miedo que puedan tener a los contagios”.
Puebla y Oaxaca tienen una ocupación que no rebasa el 10 por ciento, mientras la Ciudad de México está entre 7 y 10 por ciento. La misma situación se repite en los destinos de playa, como Acapulco, Cancún, Huatulco y Los Cabos.
El empresario hotelero de Acapulco, Jorge Laurel González, explicó que hasta ahora tienen una ocupación de 21 por ciento.
Para Marisol Venegas, Secretaria de Turismo de Quintana Roo, la pandemia provocará un cierre de año con pérdidas de 3 mil millones de pesos.