Con una inversión de setenta millones de pesos, se construirá el paso superior del segundo anillo, a la altura del fraccionamiento Parras; tendrá una longitud de 600 metros lineales y el proyecto incluye un puente peatonal. De los 312 árboles que se encuentran en la zona, 30 de ellos se reubicarán en otro punto y 282 restantes permanecerán.

El gobernador Martín Orozco Sandoval, al dar el banderazo de inicio de obras, destacó que originalmente el proyecto se concluiría en abril del 2021, sin embargo, se espera que finalice antes de que termine este año.

Esta es de las últimas obras para consolidar el proyecto del Circuito Exprés que busca convertir al segundo anillo en una vía rápida y de flujo continuo; el paso superior de Parras será de gran utilidad para la zona y permitirá ahorrar tiempo de traslado, para pasar más tiempo con la familia.

El proyecto contempla un paso superior en la calzada norte, en el sentido oriente hacia el poniente, con dos carriles de circulación continua y un crucero con dos retornos; mientras que el tránsito de poniente a oriente, es decir, la calzada sur se mantendrá a nivel con dos carriles de circulación continua.

Por su parte, el secretario de Obras Públicas, Noel Mata Atilano, expuso que este proyecto es resultado de un amplio estudio de impacto vial; se obtuvieron los datos de aforo vehicular, peatonal y de ciclistas durante las horas de máxima demanda; más de 52 mil vehículos transitan diariamente y la circulación ya no se verá forzada, habrá largas filas de automóviles.

Se garantizará funcionalidad, seguridad, accesibilidad vial de todos los usuarios tanto de los peatones, ciclistas, pasajeros del transporte público y vehículos en general.

El área verde del camellón central será incrementada y quedará espacio para elementos de relajamiento para los peatones.