Diego Martínez / Agencia Reforma

CDMX.- Los boxeadores, inevitablemente, sufrirán un nocaut en la cartera.

La pandemia del COVID-19 hará que los sueldos que normalmente ganaban los peleadores en el ring sufran un recorte.

“La garantía que tenían los boxeadores antes no podrá darse ahora, y por eso promotores y boxeadores tendremos que cooperar para que esto salga adelante”, dijo el promotor Bob Arum, de Top Rank.

En México se preparan la reactivación del boxeo con cuatro funciones en vivo para junio, y los sueldos de los boxeadores, de entrada, no serán los mismos que cobran habitualmente.

“Los boxeadores (en el regreso) no van a ganar o llevarse a lo que acostumbran. La economía está colapsada y lo están entendiendo y algunos ya se hacen a la idea.

“Me da satisfacción que el mismo boxeador se da cuenta, hay que sacrificar cierta parte con tal de que el deporte que nos hace vibrar, da de comer, hay que activarlo”, apuntó Guillermo Brito, jefe de operaciones de la promotora mexicana.