Casos de agresión, maltrato o extracción de algunas especies en el Bosque de Cobos son comunes durante esta temporada de lluvias en que la fauna tiene una mayor movilidad ante la ignorancia de la gente, así lo señaló Luis Enrique de Rueda Alonso, guardabosque de dicho lugar.
Detalló que en esta temporada de precipitaciones, es muy común que muchas especies salgan de sus madrigueras para buscar ya sea algún macho o alguna hembra para reproducción y es cuando hay más avistamientos en el Bosque de los Cobos. Apuntó que en este tiempo es fácil encontrarse con tarántulas, vinagrillos, que son como madres de alacrán, serpientes alicantes, entre otros, los cuales son objeto de agresión, maltrato y extracción.
Explicó que alrededor de estas especies existen muchos mitos y estigmas que no son ciertos de que son un peligro para los humanos, cuando es todo lo contrario, ya que traen beneficios en cuanto al control de las plagas. En tal sentido, refirió que las serpientes tienen como base de su alimentación las ratas y ratones y al eliminar a estos reptiles, quitamos al principal depredador de estos roedores.
En el caso de las tarántulas, explicó que éstas se comen a las cucarachas y a cualquier tipo de insecto incluyendo a especies de arañas que sí son peligrosas para los humanos como son las Lobo, las Viudas Negras y las Violinistas. “Si una de estas especies de arañas se cruza por la madriguera de una tarántula, ella se la come, entonces son una ayuda para nosotros, porque éstas no representan una amenaza para el ser humano”.
Afirmó que en esta temporada es muy común que la gente extraiga este tipo de especies de su hábitat, lo cual afecta el ecosistema de zonas como Los Cobos. “Al sacarlas de su hábitat, están quitando a un depredador que afecta la cadena alimenticia y evitan que se sigan reproduciendo y es un perjuicio que las matemos o las capturemos, porque al llevarlas a las casas, no tendrán la oportunidad de reproducirse y no están adaptadas a la vida en cautiverio, son salvajes y a lo mejor no llegan a sobrevivir mucho tiempo”.