La jornada sabatina del Panamericano de Voleibol U-23 fue emocionante con los encuentros de eliminación directa buscando el título del torneo. La primera semifinal se jugó entre República Dominicana y Puerto Rico, en punto de las 18:00 horas en el Gimnasio Olímpico del Instituto del Deporte de Aguascalientes, con una entrada regular en las gradas, ya que la afición estaba esperando el duelo estelar de México.
Desde el comienzo del partido, Dominicana demostró un mejor trabajo, tanto recibiendo los remates rivales como para conseguir puntos en sus viajes a la red, consiguiendo una diferencia tempranera que las fue impulsando en el marcador. Con pizarra de 25-12, las dominicanas consiguieron adelantarse llevándose el primer set, mientras Puerto Rico intentaba encontrar las respuestas para igualar las acciones.
Para el segundo capítulo, Puerto Rico logró igualar un poco la pizarra consiguiendo que fuera un poco más apretado el marcador. No obstante, Dominicana logró apretar cuando las cosas parecían complicarse y terminó ganando el set 25-16, acercándose a sólo un set de la gran final del torneo. En el tercer episodio, Puerto Rico comenzó a bajar los brazos al tener el partido ya demasiado cuesta arriba y esto fue aprovechado por Dominicana, que nuevamente firmó una victoria holgada por 25-12, asegurando el partido tres sets a cero, amarrando su pase a la gran final que se jugará hoy en punto de las 19:00 horas.
En el encuentro para definir al séptimo lugar, que sería el peor del torneo, Guatemala logró vencer por 3-0 a Trinidad y Tobago, por lo que jugará por el quinto sitio ante Costa Rica en el partido inaugural de la jornada dominical en punto de las 15:00 de la tarde; por su parte, Trinidad y Tobago finalizó su participación, quedando en séptimo puesto.