Los partidos de vuelta de los cuartos de final se disputaron este domingo en las instalaciones de Casa Club Necaxa, en las categorías Sub-18 y Sub-23, que buscaban su pase a las semifinales de sus respectivos torneos tras obtener una ligera ventaja en los partidos de ida.
Los primeros en jugar su partido de vuelta fueron los Rayitos de la Sub-18, que se enfrentaron a los Bravos de Juárez, siendo claros favoritos tras culminar como líderes de la competencia. No obstante, los fronterizos ofrecieron una gran eliminatoria: la ida terminó en empate sin goles, y la vuelta fue igual de cerrada, hasta que un gol de Waldo Madrid rompió la sólida defensa de Juárez. Con un global de 1-0, Necaxa obtuvo su pase a la siguiente ronda.
Por otro lado, los Rayitos de la Sub-23 se enfrentaron a los Pumas, luego de empatar a dos goles en la ida. Durante gran parte del encuentro, el empate sin goles se mantuvo, generando cierta tensión en ambos equipos. Sin embargo, Arath Moreno anotó un par de goles para dar tranquilidad a los locales, quienes luego aprovecharon los espacios que dejó Pumas para anotar dos goles más, obra de Brandon Lomelí. Con un global de 6-2, Necaxa selló su pase a la siguiente ronda.
En las semifinales de ambas categorías, la Sub-23 enfrentará a Pumas, mientras que la Sub-18 se medirá contra Rayados de Monterrey, debiendo cerrar la eliminatoria en tierras regias. Los horarios de los encuentros están por confirmarse, pero Necaxa ha vuelto a demostrar su buen trabajo con las fuerzas básicas al posicionarse entre los mejores cuatro equipos de ambos torneos.