Martha Martínez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La Comisión de Energía de la Cámara de Diputados aprobó ayer el dictamen que elimina el horario de verano, vigente en el País desde hace 26 años.
Con 22 votos a favor, uno en contra y 11 abstenciones, los diputados avalaron la derogación de la Ley del Sistema de Horarios en los Estados Unidos Mexicanos publicada el 29 de diciembre de 2001 y el Decreto por el que se Establece el Horario Estacional publicado el 1 de marzo de 2002.
En su lugar, aprobaron la expedición de la Ley de Husos Horarios que elimina el horario de verano y plantea mantener un horario estacional de excepción para los municipios de la frontera norte, dada su profunda integración laboral, social, cultural y económica con Estados Unidos.
«En el territorio nacional habrá un horario estándar que se establecerá con las zonas horarios que correspondan de conformidad con el artículo anterior (zona centro, zona pacífico, zona noroeste y zona sureste). Únicamente se aplicará un horario estacional para los municipios de la zona fronteriza norte», señala el artículo 4 de la nueva ley.
El dictamen, que se prevé sea discutido por el pleno esta semana, fue aprobado con el voto a favor de Morena y sus aliados, el voto en contra del priista José Antonio Gutiérrez Jardón y las abstenciones de los diputados del PAN.
Durante la discusión del proyecto, la morenista Lidia Pérez Bárcenas afirmó que el horario de verano no ha generado los beneficios que se esperaban en materia de ahorro de energía.
Indicó que, de acuerdo con datos de la Secretaría de Energía y de la Comisión Federal de Electricidad, el volumen de ahorro por consumo de energía en 2021 representó el 0.16 por ciento del total nacional, mientras que en términos de valor económico fue de 0.2 por ciento.
Pérez Bárcenas señaló que dichos ahorros, equivalentes a mil 138 millones de pesos, se verán más que compensados si se comparan con el gasto que se destina a atender los problemas de salud que el cambio de horario genera.
El panista Justino Arriaga demandó a la Comisión de Energía dar más tiempo para analizar los efectos positivos, pero también los negativos de eliminar el horario de verano, y advirtió a los legisladores que no hicieron un análisis profundo.
«¿Estamos incluyendo a todos los municipios (fronterizos) que deben de mantener un horario estacional? No lo sabemos, porque el dictamen no lo estudia. El dictamen tampoco analiza el impacto que la eliminación del horario estacional en México podría tener en las cadenas productivas de las empresas ligadas a Estados Unidos», acotó.
El diputado del PRI, José Antonio Gutiérrez Jardón coincidió con el panista, y demandó a la Comisión escuchar a los estados del norte que sí han podido ver y favorecerse de los efectos positivos del horario estacional.
El legislador reconoció que hay estados como los del sur que no necesitan un horario estacional, pero pidió a la mayoría ser más sensible y no cerrarse por el hecho de que la eliminación del horario de verano «venga de una orden».