Víctor Fuentes
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Ante los retrasos e incumplimiento del Congreso para legalizar y regular el consumo recreativo de la cannabis, la Corte se prepara para anular cinco artículos de la Ley General de Salud (LGS) que prohiben ese estupefaciente.
El Poder Legislativo lleva más de dos años postergando la regulación y, tras su último intento fallido, ya no pidió a los Ministros una nueva prórroga para aprobar legislación en esa materia.
La Corte notificó el inicio del proceso de declaratoria general desde febrero de 2019, junto con la jurisprudencia –derivada de varios amparos concedidos a partir de 2015– de que la prohibición total del consumo de mariguana viola el derecho al libre desarollo de la personalidad.
A partir de entonces, diputados y senadores tenían 90 días para regular el tema, y la Corte les concedió varias prórrogas, pero en el primer periodo de sesiones de 2021, cada Cámara aprobó versiones totalmente distintas de una ley para normar la producción y consumo de cannabis, lo que dejó el asunto nuevamente en la congeladora.
La ley del Senado tenía una visión más comercial y de negocios, incluso creaba el Instituto Mexicano para la Regulación y Control de la Cannabis, mientras que la de los diputados se enfocaba en proteger la salud pública y en la producción para autoconsumo.
Ahora, fuentes judiciales confirmaron que el Pleno de la Corte incluirá en su lista de asuntos para sesión la declaratoria general de inconstitucionalidad 1/2018, que invalida los artículos 235 último párrafo, 237, 245, fracción I, 247 último párrafo y 248 de la LGS, solo en lo que corresponde a la cannabis.
Para ello se requerirá del voto de al menos 8 de los 11 Ministros y las fuentes aseguraron que sí se reunirán.