Mayolo López
Agencia Reforma

Cd. de México, México.-Por unanimidad, la comisión de Justicia del Senado de la República aprobó un dictamen para fortalecer la figura de legítima defensa con «un enfoque pro-víctima» y de género.

«No se considerará exceso en la legítima defensa cuando concurran circunstancias en las que la persona que se defiende se encuentre en estado de confusión, miedo o terror que afecte su capacidad para determinar el límite adecuado de su respuesta o la racionalidad de los medios empleados», se lee en el dictamen aprobado.

«En los procesos penales en los que, conforme a la legislación aplicable, existan elementos objetivos suficientes que permitan establecer que se puede estar en presencia de legítima defensa motivada por violencia familiar o feminicida, las autoridades competentes deberán otorgar o en su caso solicitar inmediatamente y de oficio, las órdenes de protección que se ajusten al caso en concreto y que aseguren la protección de la mujer imputada y su familia».

El delito será excluido cuando «se repela una agresión real, actual on inminente, y sin derecho, en protección de bienes jurídicos propios o ajenos, siempre que exista necesidad de la defensa y racionalidad de los medios empleados y no medie provocación dolosa suficiente e inmediata por parte de la persona agredida o de la persona a quien se defiende».

El dictamen será archivado hasta su revisión por el pleno en el periodo ordinario de septiembre próximo.

¡Participa con tu opinión!