El rector de la Universidad Autónoma de Aguascalientes, Francisco Javier Avelar González, advirtió que en el conjunto de instituciones de educación superior privadas del estado hay aquellas que, aun teniendo todos los permisos y reconocimientos requeridos, “no garantizan ninguna calidad”.

En ese sentido, exhortó a los jóvenes que estén evaluando la opción de la universidad privada para la continuación de sus estudios, que no pierdan su tiempo ni su dinero en lugares que no ofrecen una formación de alto nivel.

Ante la proximidad del inicio del nuevo ciclo escolar 2017-2018, el rector de la Máxima Casa de Estudios aseguró que la oferta de universidades públicas en la entidad es amplia y de muy buena calidad, si bien igualmente hay universidades privadas que son excelente alternativa para quienes puedan cubrir los costos.

Sin embargo, dijo, la recomendación es en el sentido de que observen y valoren cada oferta, pues hay instituciones que no garantizan calidad y si bien el documento importa, más importante es la formación que reciben para ser profesionistas y ciudadanos exitosos.

Consideró que distinguir unas de otras es posible, pues además de que hay casos evidentes de seriedad y calidad, hay también la posibilidad de cerciorarse si son instituciones evaluadas o no.

Explicó que en el ámbito de las instituciones de educación superior se ha pugnado desde hace mucho tiempo en que la calidad solamente puede estimarse si cada institución se evalúa por entidades externas.

De tal manera que cuando hay interés por alguna institución lo recomendable es cerciorarse de que los programas de estudios de la misma hayan sido evaluados por organismos externos, lo cual implica un grado de formalidad y cuidado de la calidad educativa que genera confianza.

Finalmente, reiteró la conveniencia de que aquellos jóvenes que no lograron un espacio en la UAA o alguna otra institución pública y no tengan contemplado ingresar a una institución privada, se preparen con ahínco al siguiente proceso de admisión, así como al estudio de idiomas, lo cual significa un valor agregado a su formación académica y de competitividad ante prácticamente cualquier oferta laboral.