Staff
Agencia Reforma

MONTERREY, NL.- La tarifa eléctrica Doméstica de Alto Consumo (DAC) para el mes que recién inicia será 7.1 por ciento nominal mayor que la de agosto pasado, reportó la CFE.
A tasa anual, esto es respecto a septiembre del 2021, el incremento es de 34.8 por ciento, también nominal, sin ajustar por inflación.
La DAC se aplica a los hogares cuyo consumo promedio rebasa los 850 kilowatt-hora (kW-h) mensuales durante un año en Nuevo León y está compuesta por dos cargos: uno por energía y otro fijo.
El mayor cobro es el cargo por energía consumida y este mes será de 6.88 pesos el kW-h, su mayor nivel en pesos corrientes y reales estimados desde que hay datos disponibles, a partir del 2007.
En términos reales -haciendo ajustes por inflación para tener pesos comparables y suponiendo que en septiembre se va a presentar una inflación mensual similar a la de agosto-, el aumento respecto al mes previo es de 6.4 por ciento y a tasa anual de 25.3 por ciento.
Otro cargo de la tarifa DAC es fijo, y la CFE informó que será de 133.61 pesos este mes, presentando un alza mensual de 0.48 por ciento y un aumento acumulado anual de 9.7 por ciento nominales.
Especialistas explicaron que el nuevo incremento de la tarifa DAC se debe al aumento en Estados Unidos de los precios del gas natural, pues la fórmula para el cobro es una combinación de las alzas de los combustibles que usa la CFE para generar electricidad, principalmente del gas natural, que tiene un peso del 77 por ciento.
En Estados Unidos, de donde se surte principalmente México de gas natural, el precio promedio de este combustible para entrega en un mes durante agosto pasado en el mercado del NYMEX fue de 8.78 dólares por millón de BTUs, un aumento mensual del 23 por ciento nominal respecto al promedio de julio.
Ayer, se cotizó 9.32 dólares, 101.8 por ciento más que 12 meses atrás.
La Administración de Información de Energía de Estados Unidos reportó ayer que los inventarios de gas natural en ese país aumentaron 61 mil millones de pies cúbicos en la semana que finalizó el 26 de agosto, pero aun así las reservas se ubicaron 11.3 por ciento por debajo de su promedio de cinco años.
La demanda de gas en la Unión Americana se ha disparado en los últimos meses, y con ello su precio, principalmente por los generadores de electricidad que proveen el fluido para equipos de aire acondicionado ante las intensas olas de calor.
En las últimas semanas, los precios del gas han alcanzado niveles no vistos desde el 2018, cuando Estados Unidos producía un 43 por ciento menos de este combustible que en el 2021, reportó ayer The Wall Street Journal.
En Europa, la situación del precio del gas es mucho peor, al equivalente a 70 dólares por millón de BTUs ante cortes de suministro por parte de Rusia.