El vocero de la Alianza de Transportistas Urbanos y Suburbanos de Aguascalientes, Manuel de la Cruz Ricalde, confirmó a El Heraldo que sus 700 unidades se encuentran abastecidas de combustible para la prestación de su servicio a más de 230 mil usuarios diarios en este momento. Sin embargo, esperan que esta cifra de pasajeros pueda crecer a partir de este lunes, en caso de que la población aguascalentense decida dejar sus vehículos particulares en casa y trasladarse a sus trabajos, escuelas o actividades diarias a través de este medio de transporte público urbano.
De la Cruz Ricalde agregó que hasta ahora no han tenido ningún problema para surtir de diesel a las más de 700 unidades que conforman la flotilla. Sin embargo, la insuficiencia de gasolina en las estaciones de servicio impacta a los 4 mil colaboradores de ATUSA como son los despachadores, checadores, choferes o gente de oficina que cuenta con sus vehículos y los utiliza para llegar a sus áreas de trabajo.
Añadió que a causa de que muchas gasolineras se encuentran cerradas por la falta de combustible, y ante la obligación de muchas personas de cumplir con sus obligaciones laborales y escolares, se espera que crezca el número usuarios en el transporte colectivo.
Finalmente, el vocero de ATUSA indicó que en este momento todavía no se da el regreso a clases de preparatorias y educación superior, motivo por el cual el flujo de usuarios oscila en los 230 mil o 240 mil pasajeros, y una vez que se incorporen el resto de los estudiantes a finales de este mes, la cifra subirá hasta 270 mil pasajeros.