José de Jesús López de Lara

Un derrumbe en una finca campestre en construcción provocó la muerte de un albañil, mientras que otros dos resultaron gravemente heridos.
La tragedia se registró el viernes a las 16:35 horas, en el rancho “Santa María”, que se localiza en el poblado de El Sabinal, municipio de Aguascalientes.
En el número de emergencias 911, se recibió un reporte sobre un derrumbe y que varios albañiles habían quedado atrapados entre los escombros.
De inmediato, se movilizaron los Bomberos Estatales en la unidad B2, Bomberos Municipales de Aguascalientes, paramédicos del Grupo de Operaciones Aéreas de la SSPM, encabezados por el doctor Eduardo Alvarez Bravo, así como los policías estatales y policías preventivos del Destacamento “Insurgentes”, así como las ambulancias AGS-022 de Cruz Roja y la ECO-339 del ISSEA.
La residencia campestre donde ocurrió el accidente se encuentra en un enorme predio, atrás del fraccionamiento Edén Los Sabinos, en un camino de terracería que conduce al Hípico.
Cuando hicieron su arribo, se percataron de que otros albañiles ya habían rescatado a las víctimas, entre las que se encontraban un adolescente de 15 años y un hombre identificado como Sergio Fabián, de 37 años, quienes presentaban lesiones de consideración, por lo que fueron trasladados a recibir atención médica al Hospital Tercer Milenio.
De igual forma, fue rescatado de entre los escombros el cadáver de otra persona que fue identificada como Jaime, de aproximadamente 40 años, a quien sus compañeros intentaron llevarlo a recibir atención médica en una camioneta Ford Escape, pero, tras confirmar su muerte, decidieron esperar el arribo de las autoridades.
Se estableció que varios albañiles se encontraban construyendo una cúpula tipo catalana, cuando repentinamente se derrumbó y cayeron desde una altura de cuatro metros.
Debido a que Jaime se encontraba trabajando en la parte de abajo, los escombros cayeron sobre su cuerpo y fue aplastado, por lo que murió de manera instantánea.
Para realizar las investigaciones correspondientes, acudieron al lugar del accidente laboral los agentes del Grupo Homicidios de la PDI, el personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales de la FGE.