Sigue la «limpia» en Aguascalientes, y anoche se registró un ataque armado en un «picadero» ubicado en la colonia San Pablo, que dejó como saldo dos muertos y tres heridos de gravedad. Habitantes de la zona señalaron que momentos antes del ataque, observaron rondando por la zona una camioneta pick-up, color blanco, similar a las patrullas de la Fiscalía General del Estado.
Los sangrientos hechos se registraron el miércoles, aproximadamente a las 22:30 horas, en una vivienda ubicada en la calle Ejército Nacional, en la colonia San Pablo, lugar hasta donde se desplegó un fuerte operativo en el que participaron policías preventivos del Destacamento «Pocitos» y Destacamento «Centro», además de policías estatales y agentes de la Fiscalía General del Estado. De igual forma, arribaron ambulancias del ISSEA y Cruz Roja, a bordo de las cuales fueron trasladados tres heridos con impactos de bala, para recibir atención médica en diferentes nosocomios.
A fin de realizar las investigaciones correspondientes, se presentaron en la escena del crimen los agentes del Grupo Homicidios de la PDI, el personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales de la Fiscalía General del Estado. En el interior de una finca, que según vecinos es un «picadero» utilizado para el consumo y la venta y distribución de drogas, encontraron los cadáveres de dos personas del sexo femenino que presentaban impactos de bala en la cabeza, tórax y abdomen.
De acuerdo a las primeras investigaciones, fue un grupo de cuatro sicarios que arribaron en un automóvil, quienes dispararon hacia las personas que había en el interior de la finca y posteriormente escaparon hacia el norte de la ciudad. A pesar de que se implementó un impresionante operativo y de que a pocas calles de distancia se encuentra la Delegación «San Pablo» de la SSPM, no se reportaron personas detenidas. Hasta el cierre de la presente edición, ninguna de las víctimas había sido identificada oficialmente.