Rodrigo Ávalos Arizmendi

Michoacán que actualmente es perredista le da a López Obrador un 62.5%. Al gobernador perredista Silvano Aureoles tiene el 30.2%, alto para lo poco que ha hecho en su estado. Y el candidato morenista se puede ya considerar ganador pues va con un 45.1% de aprobación mientras que el candidato de “Va por México” Viena atrás con 15 puntos de diferencia, con el 30%.

En Nayarit el presidente tiene un 73.8% mientras que el gobernador Antonio Echevarría un 33.3%. Aquí el que va en caballo de hacienda es Miguel Ángel Navarro, de MORENA que tiene un 40.2% mientras que su más cercano perseguidor es Nacho Flores de Movimiento Ciudadano con tan sólo el 19.1%.

En Nuevo León la cosa sí se puso calientita, pues lo que menos se esperaba era que el antipático candidato de Movimiento Ciudadano, Samuel García remontara y rompiera los pronósticos y se ubique ahora con 34.6% mientras que el candidato de “Va por México”, que era el favorito, Adrián de la Garza tiene 28.6% la candidata de MORENA sí se fue al abismo pues tiene el 16.5%. Obviamente le afectó su relación con Keith Raniere, el líder de la secta Nxvim. El PAN en Nuevo León ni pinta, sólo el 12.3%.

Querétaro que es un estado netamente panista, refrenda su preferencia electoral con su candidato Mauricio Kuri que lleva un 52.4% de preferencia. Muy atrás Celia Maya de MORENA con un 24.4% y mucho muy atrás de ella la candidata del PRI Abigail Arredondo con tan sólo un 9.3%. En Querétaro el Peje tienen un 38.9% mientras que el gobernador Francisco Domínguez tiene un muy alto 69.7%.

San Luis Potosí muestra un muy interesante empate entre Octavio Pedroza de “Va por México” que tiene un 31.8% mientras que el candidato del PVEM-PT Ricardo Gallardo tiene un 30.9% la candidata de MORENA Mónica Rangel viene muy atrás con tan sólo el 17%. López Obrador tiene el 56.8% y el gobernador Juan Manuel Carreras del PRI, el 34.0%.

Sinaloa tiene un empate técnico entre Rubén Rocha de MORENA con el 43.7% y Mario Zamora Gastelum de “Va por México” con el 38.7% sus contendientes más cercanos tienen un 4.9%. El presidente tiene una aceptación del 60.7% y el gobernador priista, Quirino Ordaz Coppel un muy alto 66.9%.

En Sonora en donde parecía que Alfonso Durazo, de MORENA, llevaba todas las de ganar, se ha visto alcanzado por Ernesto Gándara de “Va por México”. Durazo tiene un 42.3% y Gándara 42.1%. Empatados. Sólo que Durazo bajó en 1.5% y Gándara subió en un 5.7%. López Obrador tiene un 57.3% y la gobernadora priista Claudia Pavlovich un 60.1%. En la tierra de Beltrones el PRI deberá seguir mandando.

En Tlaxcala también hay un empate entre Anabell Ávalos de “Va por México” que tiene 39.7% y Lorena Cuéllar de MORENA, PT, PVEM, PANAL y PES- o sea que echaron montón- ella tiene un 38.8%. López Obrador tiene un alto 56.7% y Marco Antonio Mena, gobernador del PRI, un 65.2%.

Y por último Zacatecas. El feudo, a pesar de los pesares, de los Monreal y con todo y las mañas del candidato David Monreal, sigue a la cabeza con el 44.8% pero no deberá confiarse pues muy cerca se encuentra ya Claudia Anaya, de “Va por México” con el 38.4%. Ella subió un 6.9% mientras que Monreal bajó 0.1%, o sea nada. El agarrón de trasero que le dio a su correligionaria candidata al municipio de Juchipila no le hizo mucha mella. López Obrador está en un 51.1% mientras que el gobernador Alejandro Tello, del PRI, tiene un 46.4 de aceptación.

De acuerdo a esta encuesta, MORENA va arriba en 8 entidades; “Va por México” o sea PRI, PAN, PRD, en 3; Movimiento Ciudadano en 2; PAN, PRD en 1; PAN-QI en 1. Si esto persiste así hará que MORENA logré un triunfo importante en 8 estados de la República y lo posesione muy fuerte pues estaría ganando más de la mitad de las gubernaturas en juego. Pero falta muchos días de campaña y puede haber movimientos importantes en las preferencias electorales, sobre todo en los que van en empates técnicos. Sin duda será una elección el 6 de junio demasiado importante para la vida política del país.