Un total de cuarenta choferes del servicio de transporte urbano en Aguascalientes han sido certificados en el programa “Operación Autobús Urbano”, que incluye formación desde aspectos físico-mecánicos de las unidades, hasta imagen personal y respeto a la ley.

Ellos integran las dos primeras generaciones del programa avalado por el Consejo Nacional de Normalización y Certificación de Competencias Laborales (Conocer), con el que se impulsa la certificación y evaluación de operadores de camiones al servicio de la población.

Al respecto, el encargado de despacho de la Coordinación de Movilidad, Gustavo Gutiérrez a Torre, sostuvo que esto es parte de la profesionalización y modernización del sistema de transporte público previsto en el nuevo Proyecto de Movilidad que impulsa el Gobierno.

Recordó que este tipo de capacitación es la primera vez que se hace en la historia del transporte público de Aguascalientes y avanza paulatinamente brindando nuevas herramientas a los operadores para que mejoren su trabajo.

Las sesiones irán involucrando al conjunto de choferes y de hecho no termina con el curso, sino que tras su certificación son sujetos a la evaluación permanente para supervisar todos los aspectos de su servicio.

“Por eso es que el curso incluye aspectos físico-mecánicos de las unidades, registro y bitácoras para la administración, desempeño y habilidades de conducción, respeto al peatón y ciclistas, así como imagen personal y respeto al reglamento de tránsito y Ley de Movilidad”, agregó.

El funcionario subrayó que además el curso que se imparte tiene como propósito que el operador del urbano adquiera conocimientos básicos para el manejo adecuado en zonas con ciclovías o cerca de ciclistas y logre una conducción segura y amigable.

De igual forma se le concientiza sobre la conducción y el consumo de alcohol, así como respecto de distractores al conducir la unidad, sortear obstáculos, además de guardar la distancia según la velocidad y poder reaccionar a tiempo ante otros actores en vía pública.

Gutiérrez de la Torre consideró que, si las condiciones laborales mejoran, sin duda también su servicio elevará su calidad, por lo que actualmente se inicia la construcción de nuevas terminales para dignificar su trabajo con espacios para ellos.