José de Jesús López de Lara

Durante impresionante operativo policiaco que se llevó a cabo en el norte de la ciudad, policías preventivos de Aguascalientes capturaron a integrantes de un grupo de la delincuencia organizada.
Otros dos sospechosos lograron escapar del cerco policiaco y, hasta el momento, no han sido detenidos.
En el despliegue policiaco, los agentes de la SSPM hicieron el aseguramiento de una camioneta pick up que contaba con reporte de robo vigente; un rifle de asalto AR-15, dos rifles AK-47 conocidos como “cuerno de chivo”, una escopeta recortada, un lanzagranadas y varias dosis de metanfetamina y marihuana.
Uno de los detenidos, quien es catalogado de alta peligrosidad, fue trasladado bajo un impresionante operativo a las instalaciones de la FGR en Aguascalientes.
Mientras que otro hombre y una mujer que fueron arrestados más tarde, se les trasladó a la Fiscalía General del Estado. Aparentemente, está célula delictiva pertenece al Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG).
De manera extraoficial, se informó que, el lunes pasado, los integrantes de este grupo delictivo pretendieron llevar a cabo un “levantón” en el municipio de Jesús María, pero fueron frustrados por la rápida respuesta de policías preventivos de Jesús María.
Sin embargo, se logró establecer que los sospechosos habían escapado en una camioneta Toyota Tacoma pick up, color blanco y con placas de circulación de Aguascalientes.
Debido a que la camioneta fue “boletinada” a las diferentes corporaciones policiacas, el martes, a las 11:20 de la mañana, unos policías preventivos del Destacamento Pocitos, que se encontraban realizando labores de vigilancia en el fraccionamiento Agricultura, la detectaron cuando se encontraba detenida momentáneamente, sobre la calle Silvestre Gómez y cruce con avenida Universidad, ya que el semáforo ubicado en ese lugar estaba en rojo.
De inmediato, una patrulla le cerró el paso a la camioneta, lo que provocó que dos sujetos descendieran rápidamente y comenzaran a correr para darse a la fuga. Mientras tanto, los oficiales lograron someter y arrestar al conductor, un hombre de entre 30 y 35 años, que no fue identificado.
Uno de los supuestos sicarios escapó hacia el Centro Comercial Santa Fe, por lo que los policías preventivos, policías estatales y agentes de la Fiscalía General del Estado comenzaron a buscarlo en los diferentes locales comerciales, en una sucursal bancaria y hasta en un restaurante que se ubica en ese lugar.
Debido a que iban fuertemente armados, el operativo causó pánico entre los ciudadanos. Sin embargo, luego de varios minutos de búsqueda, no se logró dar con el paradero de los sospechosos.
Al lugar de los hechos, acudió personalmente el secretario de Seguridad Pública Municipal de Aguascalientes, comisario Antonio Martínez Romo, quien dio instrucciones de que el detenido fuera trasladado a las instalaciones de la FGR en Aguascalientes.
A bordo de una patrulla de la Policía Municipal, que fue escoltada por varias camionetas de la FGE y el helicóptero Halcón Uno de la SSPM, se hizo el traslado del sospechoso.
En el lugar, fue asegurada la camioneta Toyota Tacoma, en cuyo interior se encontró un rifle AR-15, dos rifles de asalto AK-47, una escopeta recortada, un dispositivo para lanzar granadas, marihuana y metanfetamina.
Se estableció que la unidad automotriz contaba con reporte de robo vigente y portaba placas de circulación sobrepuestas.